Ilegalidad

Estoy posteando usando una PC que NO tengo que usar para estas cosas. Se supone que tengo que estar leyendo documentos instructivos y haciendo mini exámenes exponiendo lo aprendido.

Pero, como le dije a un compañero, ‘tengo a la barrabrava de Tigre dándome patadas en la meninges’; en criollo, me duele la cabeza, por lo que mi capacidad de comprensión, atención y expresión están seriamente afectadas, para mal. También me duele el oído, muy probablemente a causa de un año de baqueta auditiva que se está manifestando una semana después de abandonar la línea. ¿Estaremos hablando de una suerte de síndrome de abstinencia de ruido? Quizás. Habrá que preguntarle a alguien que sepa.

O quizás sea un castigo por estar perdiendo el tiempo con la internes.

Hasta pronto, bellezos.

Anuncios

Belleza

‘Sometimes there’s so much beauty in the world. I feel i can’t take it.’

(Belleza Americana, 1999)

No lo entiendo. Casi que no quiero entender; me alcanza con que siga sucediendo.

Un inusitado orden y paz han llegado a mi presente. Y con ellos, sonrisas inesperadas, amplias, radiantes. Esas que te forman arruguitas a los costados de los ojos. Amaneceres alegres, mañanas con melodías al azar, trayectos urbanos tranquilos y jornadas laborales llevaderas, gratificantes. Veo belleza por todos lados. Los problemas dejaron de ser problemas. Son desafíos, retos, cubos mágicos. Los sueños toman forma y me prestan señales para ayudarme a alcanzarlos. Mi reflejo me hace un guiño, sonríe, y me contagia la sonrisa.

No es que estoy afectada por las drogas, gente. Aprendí a ser feliz. Esperemos que dure. Yo voy a hacer que dure. Como cuando mi hermano tomaba la coca cola con cucharita. Apreciar la belleza, saborear el buen humor, sorbo a sorbo.

Buena semana. 🙂